La mas grande maquina del tiempo





El frio parece erosionarnos y los recuerdos viajan a la misma velocidad que el tren bala de noviembre, llevo un par de semanas tratando de despedirme del mar pacifico, pero los fríos del norte no me dejan escapar del calor que se quedo cuatro mil kilómetros atrás, ¿donde estará?, ¿que será lo que hay entre sus dedos?

La nieve amenaza pero nunca llega, para los amigos solo vivos en el futuro, para los enemigos en el pasado, todos son simples pasajeros, las despedidas pueden ser interrumpidas por asesinatos gratuitos, siempre se me queda alguna prenda de vestir en la cápsula del tiempo.

Me gusta este siglo, encapsula todos los anteriores hay bajitas, castillos, abandonos, hay vulgares, hay nostalgia, hay vapores, princesas, tacones, peleas, futuro, todo en el mismo lugar y cada vez mas, sin olvidar que también hay nadas, para mas cuentos de nadas.

Llevo unas semanas con este maldito yeso, me siento mal pero aun me rio cuando lo recuerdo, ella solía oprimir el acelerador, saltar en el tiempo y enamorarse de lugares inestables, lugares en los que un descuido te hace perder la maleta, o un dedo.

Tren donde cada vagón fue testigo de la desnudes, el tiempo siempre distorsionado con el clima, la maquinaria hace ruidos innecesarios, solo para calmar esa desesperación que me produce el silencio.
Tengo la maquina del tiempo mas grande de todos los tiempos, sin embargo ya no tengo otra oportunidad para volver el mismo error.

Or try again tomorrow?
 i'm gonna kick tomorrow.






:) : Esto son dos puntos mas un cierre de paréntesis ni mas ni menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada